Volver a la página principal de la revista

 
 

China: riguroso invierno para los damnificados del seísmo en Yushu

Los voluntarios y el personal de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja que trabajan en Yushu (China) están preocupados porque los damnificados que se quedaron sin techo a causa del terremoto que estremeció esa zona este año enfrentarán el invierno y los vaivenes de la temperatura sin un alojamiento adecuado. En la meseta de Qinghai, a 4.000 metros de altura, el termómetro descenderá hasta los 25 grados Celsius bajo cero.

“El período de construcción es relativamente corto porque el invierno ya empieza en octubre; por lo tanto, para los habitantes será todo un reto terminar sus casas antes de ese mes”, comenta Enkas Chau, jefe de un pequeño equipo de la filial de la región administrativa especial de Hong Kong de la Cruz Roja China.


©


De Sichuan a Shangai

Hace dos años, Wang Xin Yu, médico de un hospital de la Cruz Roja China, se encargaba de atender a los habitantes de la provincia de Sichuan afectados por un devastador terremoto de 7,8 grados de magnitud.

Hoy su labor es mucho más tranquila en el puesto de primeros auxilios instalado en la Exposición 2010 de Shangai, en la que participan 189 países y se esperan unos 70 millones de visitantes. Este puesto de primeros auxilios, en el que se turnarán 165 voluntarios y médicos de la Cruz Roja, es una de las formas en que el Movimiento estará presente en uno de los principales acontecimientos internacionales de este año.

“Nuestra labor aquí consiste sobre todo en servicios menores como hacer vendajes o prestar sillas de ruedas”, dice Wang, que suele trabajar en la unidad de enfermedades infecciosas del Hospital Huashan de la Cruz Roja en Shangai. Los visitantes acuden sobre todo por insolación y ampollas, señalaron los socorristas de la Expo.

 





Sigue la tensión en Kirguistán

Junto con las Sociedades Nacionales de Kirguistán y Uzbekistán, el CIC R continúa ofreciendo servicios de atención de salud, asistencia alimentaria, agua y saneamiento y búsqueda de familiares a decenas de miles de refugiados en Uzbekistán, así como a los desplazados tras la violencia que estalló en Kirguistán en junio pasado.

La situación se mantiene muy tensa y las víctimas han quedado con profundos traumas psicológicos, según informó Pascale Meige Wagner, jefa de las Actividades Operacionales del CIC R en Europa Oriental y Asia Central. “Tememos que las tensiones no se resuelvan de la noche a la mañana y las personas afectadas sigan precisando protección y asistencia hasta que la situación se normalice”, aseguró.

 


©Marko Kokic/CICR


Más socorro para los desplazados

En 2009, unos 4,6 millones de desplazados internos –es decir, un 20% más que en 2008– en 33 países se beneficiaron de la asistencia humanitaria prestada por el CICR, en colaboración con las Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja.

El CIC R destinó cerca de un 15% de su presupuesto operacional, o sea 150 millones de francos suizos, a satisfacer las necesidades de las personas que han tenido que abandonar sus hogares a raíz de un conflicto armado y de otras situaciones de violencia. “Las privaciones que sufren millones de hombres, mujeres y niños desplazados en todo el mundo, así como sus parientes o las comunidades que a menudo los acogen, son extremas y persisten a veces por varios decenios”, explica la encargada del proyecto del CIC R sobre desplazados internos, Anne Zeidan.

 





El CICR objeta el bloqueo

Tras la confrontación desatada entre las fuerzas israelíes y los activistas de una flotilla con destino a la franja de Gaza a fines de mayo, el CIC R ha centrado su atención en el cierre impuesto por Israel en Gaza. Por primera vez, el CIC R ha calificado el cierre de “castigo colectivo” que incumple las obligaciones dimanantes del derecho internacional humanitario que incumben a Israel.

“El cierre está teniendo consecuencias devastadoras en los 1,5 millón de habitantes de Gaza”, señaló Béatrice Mégevand-Roggo, jefa de Actividades Operacionales del CIC R en Oriente Próximo. “Por eso, instamos a Israel a que ponga término a este cierre y exhortamos a todos los que tienen una influencia en la situación, incluido Hamas, a hacer todo lo posible por ayudar a la población civil de Gaza.”

El CIC R reiteró también su llamamiento al grupo palestino Hamas para que los familiares del soldado israelí, Gilad Shalit, detenido por el grupo desde 2006, puedan contactarlo.

 


©CICR


Agatha complica la situación en América Central

Aludes de barro, tragaderos, derrumbe de estructuras, crecidas. Las fuertes lluvias que acompañaron la tormenta tropical Agatha causaron una serie de catástrofes mortales en América Central durante unas pocas semanas del verano.

“La velocidad con que la tormenta se formó y azotó la región complicó considerablemente la situación”, asegura Felipe del Cid, delegado de gestión de desastres de la Unidad Panamericana de Respuesta a Desastres de la Federación Internacional, que está ayudando a la región en la labor de preparación iniciada tras el huracán Mitch a fin de mitigar los efectos de las futuras tormentas.

 

 




Primeros refugios temporales

Cuando los socorristas y los residentes lidiaban para proteger los campamentos vulnerables de la temporada de huracanes inminente este verano, comenzaron a aparecer algunos de los primeros refugios temporales en los campamentos improvisados de Cité Soleil, barrio de Puerto Príncipe.

Los hombres de los campamentos trabajaron codo a codo con los carpinteros y los voluntarios de la Cruz Roja en la construcción de los primeros 300 refugios temporales - una pequeña estructura de madera con techo de chapa ondulada.

Entretanto, el Gobierno haitiano ha permitido la construcción de otros 800 refugios temporales en La Piste, uno de los campamentos más grandes de Puerto Príncipe, donde hay unas 50.000 personas alojadas. El emplazamiento fue despejado y los equipos de la Federación Internacional y la Cruz Roja Canadiense están inspeccionando el terreno. Las Sociedades Nacionales canadiense, española y holandesa también están edificando casas fuera de la capital, en Léogâne, Jacmel y Petit Goave.

Los voluntarios se están alistando también para la temporada de huracanes ampliando la labor de preparación para desastres, constituyendo reservas en lugares estratégicos y reponiendo las láminas alquitranadas que utilizan los 80.000 hogares, así como ayudando a otras 50.000 familias necesitadas.





Precarias condiciones de salubridad

Según un informe de la Federación Internacional publicado este verano, se requieren con urgencia más recursos y soluciones para que las autoridades haitianas puedan mejorar los servicios de salubridad destinados a 2 millones de habitantes afectados por el terremoto del 12 de enero.

La Cruz Roja y la Media Luna Roja, dirigidas por la Cruz Roja de Haití, han construido cerca de 2.700 letrinas en los campamentos instalados por todo Puerto Príncipe y cada día distribuyen 2,4 millones de litros de agua potable, suficiente para 280.000 personas. Sin embargo, es indispensable mejorar aún la situación en materia de agua y saneamiento de por lo menos la mitad de las personas directamente afectadas por el seísmo.

 




Arriba

Contáctenos

Créditos

Webmaster

2010 

Copyright