Volver a la página principal de la revista

Página suiguiente
 

Recompensa a los conductores profesionales

Llueva, truene o nieve, los conductores del CICR llegan a destino

Cada dos años, la Unión Internacional del Trans-porte por Carretera (IRU) atribuye un galardón especial al conductor que ha demostrado un valor excepcional en el desempeño de sus funciones. Este año, para dar realce a su cincuentenario, ha decidido recompensar a una organización, atribuyéndolo a los conductores del CICR, en reconocimiento del valor con que cumplen su labor cotidiana.

Actualmente, el CICR cuenta con unos 300 conductores en el terreno, que disponen de una flota de 2.686 vehículos. Además de afrontar los riesgos de la guerra, estos conductores deben superar cotidianamente los escollos que representan
los caminos intransitables, el estrés, el agotamiento físico y la carencia de instalaciones básicas. Este premio de la IRU les rinde un merecido homenaje.


Una buena fórmula

Aprovechar el agua de las crecidas

En noviembre del año pasado, el río Tana, en Kenia nororiental, desbordó de su cauce y arrasó con viviendas e infraestructuras, dejando sin agua potable a miles de personas. Muchos habitantes consumieron el agua de la crecida, sumamente contaminada, y se registraron numerosos casos de cólera y de disentería.

En el distrito damnificado de Garissa, la Cruz Roja Alemana instaló una Unidad de Socorros de Urgencia dotada con el equipo necesario para purificar las turbias aguas del río y producir hasta 120.000 litros de agua potable al día. El precioso líquido, que se destinó a dispensarios, campamentos de personas desplazadas y a la población de localidades aisladas, fue en muchos casos determinante para la supervivencia de los damnificados.

Sin embargo, la operación estuvo a punto de interrumpirse al quedar bloqueada en Nairobi una partida de productos químicos indispensables. Concretamente, se trataba del clorhidrato de hierro y de un material a base de carbono que forma parte del sistema de filtrado. Los delegados Eugen Barton y Connie Koch buscaron en la zona productos de sustitución; no les llevó mucho dar con una reserva de alúmina, sustituto aceptable del clorhidrato dehierro, aunque menos eficaz.

Reemplazar el granulado de carbono fue más difícil, pues la única sustancia afín en la zona era el carbón de leña. Los delegados lograron encontrar una variedad relativamente blanda, que hicieron triturar en un pilón de cereales. Una vez molido, el carbón se pasó por un tamiz improvisado con gasa de mosquitero, asegurando el buen funcionamiento del sistema de filtrado.


El convidado de piedra

A los usuarios de teléfonos celulares

Durante la reunión del Consejo de Delegados, que se celebró en Sevilla en noviembre de 1997, algunos integrantes de la delegación de la Cruz Roja Británica estuvieron a punto de proponer el siguiente proyecto de resolución, por conside-rarlo de urgente necesidad:

Reconociendo que el teléfono celular es un instrumento de gran utilidad en el ámbito de la prestación de socorro a las víctimas y personas vulnerables durante situaciones de emergencia,

Lamentando que para algunas personas inmaduras la utilización ostentosa e inoportuna de estos aparatos en lugares de frecuentación pública constituya una fuente de autosatisfacción irreprimible,

Recordando que antes de la reunión de 1997, los debates del Consejo de Delegados se habían desarrollado felizmente al amparo de la estridencia asociada a la citada utilización inoportuna de los teléfonos celulares,

Habiendo tomado nota de que, gracias a las llamadas recibidas por los delegados en sus teléfonos celulares, en el Consejo de Delegados de 1997 ha imperado un ambiente comparable al de un congreso de cigarras más que a una reunión del Movimiento de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja ,

Temiendo que en la próxima reunión del Consejo de Delegados la proliferación de cigarras en las sesiones sea tal que impidan escuchar las intervenciones de los delegados,

1. Se decide que en adelante nadie podrá enviar o recibir mensajes por medio de teléfonos celulares en ningún lugar donde se estén celebrando sesiones plenarias, de comité o de comisión del Consejo de Delegados,

2. Se excluye de esta decisión al personal de bomberos, ambulancias y policía en el ejercicio de sus funciones cuando dentro de los locales de reunión (pero no fuera de los mismos) se den situaciones de peligro para la integridad de las personas, que justifiquen el empleo de esta clase de teléfonos,

3. Se solicita que la Comisión Permanente, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 18.4 de los Estatutos del Movimiento de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, encargue el control de la aplicación de esta Resolución a un grupo especial, según el artículo 18.7 de dichos Estatutos.


Uno de los nuestros

Delegado de la Federación recibe galardón

A comienzos de año, Iain Logan, delegado de la Federación Internacional, recibió la prestigiosa Medalla por Servicios Meritorios que otorga el gobierno del Canadá, en reconocimiento por su labor al servicio del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja durante la crisis de Ruanda, de 1994.
Iain Logan, en la actualidad jefe de delegación en Papúa Nueva Guinea, dirigió el grupo operativo de la Federación encargado de los socorros en Ruanda, primero en el terreno y luego en Ginebra, durante los momentos más aciagos de la emergencia.

En la nota de felicitación, George Weber, Secretario General de la Federación, afirmaba: «Este galardón pone acertadamente de relieve la labor que usted realizó durante la crisis de Ruanda, en 1994, pero no hay que olvidar que en el desempeño de sus funciones actuales también ha demostrado las cualidades de diplomacia, iniciativa y determinación que caracterizan las ‘misiones Logan’».


Una nación se moviliza

Colecta de sangre en Corea

La crisis financiera de Corea del Sur ha impregnado prácticamente todos los aspectos de la vida cotidiana. Para la Cruz Roja de la República de Corea ha significado no disponer de los 25 millones de dólares necesarios para importar sangre. Entonces, emprendió una campaña de sensibilización con miras a recolectar sangre en todo el país.

Casi cinco por ciento de la población respondió favorablemente, donando su sangre por primera vez en 1996.

De esta manera se contribuyó al esfuerzo nacional por limitar las consecuencias de la crisis econmica.


La juventud reclama la paz

Niños colombianos en la brecha

A comienzos de 1997, tres millones de niños de toda Colombia tomaron parte en una votación por la paz , ocasión en la que instaron a todas las partes en el conflicto que se prolonga desde hace 33 años en el país a respetar el derecho de los niños a disfrutar de la paz, la vida y la justicia. Respondió a su llamado, José Ramos Horta, defensor de los derechos humanos de Timor, y Premio Nobel de la Paz, que estuvo en Colombia el año pasado; impresionado por la determina-ción de los niños colombianos y por la eficacia de su Movimiento por la Paz, presentó la candidatura de estos tres millones de jóvenes al Premio Nobel de la Paz de 1998.

Este movimiento cuenta con el respaldo de la Cruz Roja Colombiana, el Movimiento de Boy Scouts, la organización Save the Children, UNICEF, y numerosas agrupaciones juveniles de todo el país. Tal como declarara un repre-sentante del UNICEF: «Esta candidatura es una invitación a todas las autoridades, organizaciones, grupos armados, familias y comunidades para que den su apoyo a la cruzada infantil por la paz».


Un nuevo comienzo

Aldea chilena renace de las ruinas

En octubre de 1997, Chalinga fue casi totalmente destruida por un terremoto de intensidad 6,3 en la escala de Richter. La Cruz Roja Chilena promueve un ambicioso proyecto de reconstrucción, gracias a los recursos recabados mediante una exitosa campaña. La reconstrucción se lleva a cabo por etapas, en el ámbito de un programa de autoconstrucción. Hasta ahora, la Cruz Roja Chilena, en cooperación con el popular canal de televisión Megavisión, ha recolectado más de 70 millones de pesos en todo el país (unos 155.000 dólares). Entre los donantes figuran la Federación Internacional y las Sociedades Nacionales de Canadá, Estados Unidos, Grecia, Suecia, y Suiza.


 
Página suiguiente


Arriba | Contáctenos | Créditos | Revista anteriore | Webmaster


© 2002 | Copyright